Aunque no lo creas, surfear en Cuba es ilegal

surf in cuba

El surf es sin duda, uno de los deportes de mayor crecimiento en los últimos años, pasando de ser el deporte de algunos, a algo tan masivo como el fútbol. Basta con ver como cada año llegan más personas a la playa intentando subirse a una ola o la relevancia mediática que han ganado los campeonatos, que incluso son transmitidos en vivo y en directo a través de las redes sociales. Y pese a este nivel de popularidad, uno jamás pensaría que existe un país donde practicar este deporte sea considerado algo ilegal.En Cuba, a menos que las actividades se declaren explícitamente como legales, caen dentro de una categoría obligatoria de “no legal”. Lamentablemente, desde que se originó el surf en la isla, el surf ha vivido dentro de esa zona de ilegalidad. Los primeros surfistas de la isla descubrieron este deporte gracias a fotografías que llegaban en recortes de revistas, entusiasmándolos a crear sus propias tablas a partir de trozos de madera y basura del mar. En los últimos años, con el acceso a internet y gracias al término del aislamiento entre Cuba y Estados Unidos, más personas se han ido introduciendo de a poco en este deporte. Sin embargo, los surfistas cubanos no superan los 100 y el acoso policial hacen de cada metida, un problema con la ley.

Pero con todos los cambios políticos que ha habido en la isla y con la introducción del surf en las olimpiadas del 2020, los surfista locales esperan tener una oportunidad para probarle al gobierno que el surf no solo es un deporte increíble, sino que, es un motor económico para el turismo y una poderosa arma de integración social para los jóvenes cubanos. El primer paso es la batalla contra la falta de conocimiento – para demostrar al pueblo y al gobierno que el surf es un deporte viable, ya que muchas personas en Cuba, no saben lo que es el surf, y muchos no creen que haya olas en el país para apoyarla.

Por esto mismo, un grupo de pioneros liderados por Yaya Guerrero, quién es conocida en la isla por difundir este deporte y de empoderar a las mujeres cubanas, han batallado por legitimar este deporte, lo que le permitiría a los cubanos competir internacionalmente, importar materiales de surf y lo más importante, formar una organización oficial capaz de defender las necesidades de los surfistas y la salud de los océanos en la isla. En busca de apoyo internacional, se ha creado una campaña online que busca recolectar firmas y darle visibilidad mediática al problema, para finalmente demostrarle al pueblo cubano y su gobierno, que cuentan con pruebas innegables del apoyo global a su misión. Actualmente llevan más de 2000 firmas, provenientes de 84 países, pero esto aún no es suficiente. Se parte de esta causa aquí 

Pili Elorriaga

Pili Elorriaga

Egresada de Artes Visuales en la Universidad Católica de Chile , hoy dedicada a la fotografía, exponiendo su trabajo en Chile y el mundo, junto con trabajar con reconocidos fotógrafos de la National Geographic. Con el deporte en la sangre, es esquiadora y una apasionada escaladora deportiva.
Más artículos de Pili